La única verdad es la realidad

Llega fin de año con hechos que habían sido advertidos, pero no escuchados. Un vasto sector de la sociedad se ilusionó con la palabra “Cambiemos” por un país mejor. Y así tomó ese tren, que ya transita hace dos años por las vías del país.

Pero día a día esa ilusión se desvanece con la realidad: son todas malas noticias. Y esas malas se sienten mucho en las provincias del norte que desde siempre han luchado por políticas federales.

Hoy La Rioja camina el último mes de año con la derrota del peronismo y el triunfalismo de Cambiemos en la vida política. En la realidad: con duros golpes al bolsillo.

Es evidente que la propia sociedad asimila que no está bien el país, que con su voto mayoritario apostaron a la actual administración, y sufre en silencio. No hay quejas de los incrementos de precios, del aumento de las tarifas de los servicios públicos y de la pérdida del poder adquisitivo. No hay quejas, salvo palabras esporádicas.

El año que se avecina no será distinto al que dejamos. No hay que ser vidente para darse cuenta que el altísimo nivel de endeudamiento y el déficit fiscal no deja otro camino: el ajuste. Ese que habla el propio Presidente cuando manifiesta que hay aumentar la luz, el agua, el boleto de colectivos y no incrementar los salarios de los empleados públicos, para desinflar el trabajo en el Estado. Todos lo escucharon, pero pocos lo digieren, ya que la ilusión ha sido muy fuerte.

La única verdad es la realidad. Hay que cuidar lo que hay. La Rioja está atada a la suerte de este país y más aún, que los propios actores de Macri no pretenden abrir la discusión por la minería para crear fuentes de trabajo.

Un resfrío de la Nación es una gripe para la Provincia. Ya dijimos que este esquema se agotó y por eso, La Rioja debe generar recursos propios, como haría cualquier ser humano, buscar otro trabajo mejor remunerado.

Esperemos que los que se hacen los distraídos se hagan cargo que ellos ilusionaron a muchos capitalinos, especialmente, que Cambiemos era lo mejor que nos podía pasar. Hoy hay una sola realidad: creció la indigencia en toda la Argentina y eso es la pura verdad.

Por Eduardo Nelson German

Editor Responsable @GermanLaRioja



Categorías:Noticias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: