Chaco duplicó la cantidad de empleados públicos en seis años

La administración pública de la provincia del Chaco duplicó su dotación de empleados en apenas seis años, con un financiamiento en el que los recursos tributarios propios solo alcanzan a cubrir el 12% del gasto total.

Así lo reveló el último informe de la Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera Pública (ASAP), basado en datos oficiales suministrados por el Ministerio de Hacienda y Finanzas Públicas de la provincia, en los que se indica que en 2017 Chaco contó con una planta de personal de 83.752 empleados, un 94% más que los 43.200 de 2011.

“Si se compara dicho total con el correspondiente al año 2009, significa un aumento en el número de agentes de 92% en el período considerado, mientras que representa un incremento de aproximadamente 6% con relación al año anterior, donde el personal empleado en el sector público alcanzó 78.909 agentes”, añadió el análisis de ASAP.

Los datos empañan el buen desempeño fiscal de la provincia en 2017, en el que si bien cerró el ejercicio con déficit, lo redujo en relación con los niveles de 2016.

El año pasado, el déficit primario representó el 6,9% de los recursos totales contra 11,2% de 2016, en tanto el financiero fue de 9,3%, menor al 12% del ejercicio anterior.

La provincia del Chaco se alista entre las que cuenta con la menor autonomía, ya que sus ingresos tributarios propios solo alcanzaron en 2017 a cubrir el 12% de sus gastos totales.

De todos modos, ese porcentaje es el más alto de la provincia en la última década, con un piso del 8,1% en 2010.

A pesar de tener un grado de autonomía tan bajo, el gasto público muestra una tendencia creciente en los últimos años, al punto que en el trienio 2015/2017 siempre se ubicó por arriba del 50% de su Producto Bruto Geográfico (PBG) y en 2017 llegó al récord del 51,9%.

En ese sentido, la composición de la estructura impositiva provincial pone en evidencia las dificultades de llevar adelante la reforma impositiva acordada con la Nación, ya que la recaudación por Ingresos Brutos representa el 82% del total de recursos tributarios propios, seguida por la de Sellos, con el 9,6%, de lo que se desprende que más del 90% de los ingresos propios se encuentra dentro de los denominados “impuestos distorsivos”.

Al 31 de diciembre del año pasado, la deuda consolidada de la provincial era de $ 10.997 millones, con un aumento del 46% respecto del año anterior. El principal acreedor es el Estado nacional, con el 59,2% del total.



Categorías:Noticias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: