Pymes industriales reclaman medidas de emergencia por seis meses

Las pymes industriales reclamaron al Gobierno nacional la implementación de una serie de medidas de emergencia por 180 días como mínimo para “reactivar la producción argentina”, entre las que se destacan un tope a las importaciones de productos elaborados, la pesificació de los costos energéticos, el congelamiento de los embargos y una tasa de interés diferenciada para el pago de salarios.

“Es fundamental ponerle un tope a las importaciones porque mientras nuestras Pymes luchan por retener a sus empleados, no despedir y mejorar la productividad interna de nuestras unidades productivas, los productos terminados entran al país sin que signifiquen ni siquiera un mejoramiento de precios para la gente porque se venden al mismo precio que el nacional”, planteó el presidente de Industriales Pymes Argentinos (IPA), Daniel Rosato.

   Al respecto, la entidad alertó sobre “el exponencial crecimiento del ingreso de las importaciones” de 8,8% en marzo respecto al registrado en igual mes del año anterior (US$ 484 millones)  y señaló que esa suba “generó el desplazamiento de producción nacional por productos importados en góndolas y anaqueles de los comercios”.

    IPA se valió de “información oficial” que indica que “en el primer trimestre se importaron 20.000 toneladas de papel tissue para distintos usos, lo que significó más de 13 veces la producción enero-marzo de una Pyme mediana argentina, que fabrica 500 toneladas por mes”.

   Asimismo, advirtió sobre “el costo dolarizado de la energía”, con un incremento de “hasta el 900% en menos de 24 meses” y que representa “uno de los puntos centrales de la caída de la competitividad local, que impide enfrentar los precios internacionales y que limitan las exportaciones”.

En ese sentido, reclamó que “se retrotraiga y que se pesifique el valor de la energía, porque la devaluación en lugar de permitir mejores condiciones para la producción sólo genera mayores costos a partir del traslado a precios del aumento del dólar”.

“Para las Pymes resulta importante tener certezas por un tiempo de que sus costos serán fijos”, destacó Rosato.

El tercer punto de los pedidos es, ante las situaciones de embargos , “la desactivación de los juicios por un semestre” a modo de “salida a parte de la crisis”.

Al respecto, Rosato aseguró que “la caída del consumo interno, la fuerte presión tributaria y las altas que exigen organismos estatales en concepto de multas e intereses por pagos fuera de término llevaron a situaciones de embargos que encarecieron los costos e incluso paralizaron parte de la producción”.

Por último, IPA reclamó ” la restitución de una tasa de interés diferenciada para la industria que sea destinada para el pago de los salarios” para “poder ayudar a las fábricas a mantener el personal aún cuando existe una baja en la producción ante la caída del mercado interno”.
“Las Pymes no llegan a pagar el impuesto Inmobiliario y otras imposiciones porque juntan la plata y malvenden los cheques para poder pagar a término los salarios. Ante esta situación de crisis, y hasta que se reactive la producción, resulta significativo que las industrias no tengan el peso de los embargos ni los costos extras que deben afrontar por la judicialización del atraso en el pago de los impuestos”, afirmó Rosato.



Categorías:Noticias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: